A 30 años de la sublevación carapintada: El general que nunca llegó a destino

En Intrigas, Alianzas y Traiciones, Gustavo Sylvestre devela la verdad de boca del propio Raúl Alfonsin acerca del recordado traslado de tropas castrenses conducidas por el General Ernesto Alais, a cargo de la represión de los carapintadas atrincherados en Campo de Mayo, y cuya lentitud sorprendió a propios y extraños.
Compartir
FacebookTwitterGoogle+

Con el ejército carapintada sublevado en Campo de Mayo en la Semana Santa de 1987, y con el Teniente Coronel Aldo Rico como referente de los sublevados, llamó la atención la lentitud de respuesta de las tropas leales al presidente Alfonsín, que al mando del General Ernesto Alais marchaban para reprimir la revuelta.

Y fue el propio Raúl Alfonsín el que le explicó a Sylvestre el verdadero plan que tramó, y que el periodista reveló por primera vez en su libro, “Intrigas, alianzas y traiciones: El detrás de escena de nuestra democracia”, de Ediciones B.

“Sylvestre: ¿En qué consistía el plan diseñado, doctor?

Alfonsín: El plan consistía en que hombres del II Cuerpo de Ejército, con asiento en Rosario y a las órdenes del General Alais, se trasladaran hacia Campo de Mayo. Por su parte, los del Cuerpo de Ejército IV de La Pampa, se dirigirían a Córdoba para recuperar el regimiento 14.

Sylvestre: ¿Y qué sucedió con el plan?

Alfonsín: La orden que impartí era que la acción debía comenzar el domingo 19 a las 10 de la mañana, mientras teníamos tiempo para ver si por vía de la negociación deponían su actitud. Yo quería evitar el derramamiento de sangre. Esa era mi preocupación. Lo que pasó fue que el plan no se comunicó a la prensa, y por eso siempre se habló de la lentitud del General Alais. No fue así. El domingo a las 7 de la mañana, se encontraban en Campo de Mayo para cumplir la acción y solo esperaban una orden mía. Mientras, seguíamos las reuniones en Casa de Gobierno, y recibíamos informes de Campo de Mayo, sobre ciertas reuniones que mantenían Rico con algunas personas que intentaban mediar, y otros que intentaban sacar provecho de la situación”.

En Intrigas, Alianzas y Traiciones, Sylvestre cuenta la verdad de los acontecimientos políticos más recordados desde el regreso de la democracia: Recorre el juicio a las Juntas y la rebelión carapintada durante el gobierno de Alfonsín, las intrigas políticas durante el menemismo, la muerte de Yabrán, el apogeo y caída de la Alianza, la Argentina de los 5 presidentes en 7 días, el gobierno de Duhalde, hasta la época más reciente de Néstor Kirchner y Cristina Kirchner, y la llegada de Macri al poder.