Cruces de Carrió con Macri: “Las declaraciones de esta señora responden a una estrategia planeada”, aseguró Sebastián Galmarini

El ex senador bonaerense por el massismo, que demandó a Elisa Carrió por daño moral, la acusó de presionar y extorsionar a la Justicia mientras se “esconde” tras sus fueros legislativos. Y afirmó que en ningún caso se puede pensar que Carrió tiene intereses colectivos por sobre sus intereses personales.
Compartir
FacebookTwitterGoogle+

En comunicación con Radio 10, Galmarini destacó que “esta señora cree ser la dueña de República y de la verdad. En mi caso hace algunos años ella osó hablar de mi función en la comisión que revisa los pliegos de quienes podrían llegar a ser jueces, fiscales o defensores. Pero yo no estoy dispuesto a discutir sobre mi función de trabajo, porque es pública, y porque mis declaraciones juradas también son públicas… Vivo en la misma casa, tengo una familia, y además ella no hizo ninguna denuncia. Yo le inicié una demanda, fui por la querella civil, quiero que repare el daño que me hizo, porque tengo una hija que es preadolescente que va a la escuela y habla con sus compañeros… Y la señora en primera instancia –y lo volvió a repetir ahora en la cámara civil de Buenos Aires-, lejos de hacer lo que ella le endilga a todo el mundo, se refugió y se escondió en sus fueros y privilegios como legisladora. No solamente no se presentó, sino sigue aduciendo que ella tiene fueros parlamentarios”.

Según Galmarini, “Carrió aduce que dice las cosas en su rol de legisladora. Entonces mi planteo es que ella puede decir cualquier cosa de cualquiera, y todos tenemos que escuchar cómo dice las barbaridades, no solo del Gobierno que ella integra, sino de funcionarios de otras fuerzas políticas y otros estamentos. Lo hace con jueces, fiscales, funcionarios de su gobierno, dirigentes opositores e incluso con periodistas. Supone que su permanente amenaza y extorsión sobre todo el mundo genera miedo, temor, sensación de que no se le puede decir nada, a ver si mañana te golpea y lastima…. Pero yo no le tengo ningún miedo, no pienso frenar, la voy a llevar hasta la Corte Suprema o hasta La Haya si es necesario, porque creo de verdad que aquellos que no tenemos ninguna cuenta para rendir con nadie, pero menos con ella, no tenemos por qué estar escondiéndonos a ver si esta señora nos señala y dice las barbaridades a las que nos tiene acostumbrados”.

Una estrategia planeada
Para Galmarini, las declaraciones de Carrió responden “a una estrategia planeada. Carrió por un lado presiona y acusa al presidente, lo pone en una situación incómoda, toma ganancia, pero además trabaja en la estrategia del Gobierno… Sus declaraciones no son casuales. Ella por un lado toma ganancia para su grupito, la CC, y por el otro lado les habla a aquellos electores desencantados que le exigen a Macri que haga todas aquellas cosas de las que habló en la última campaña electoral. Es una estrategia `win win´. Ella se para como fiscal de la República, presiona al Gobierno, toma ganancia, se para donde ella cree que tiene un rol preponderante, que en lo esencial es intervenir en el justicia y en todo el proceso de sanción y de remoción de jueces y fiscales. Y por otro lado le habla a un sector del electorado que realmente cree que ella es la garante de la Justicia y de la reparación del daño en nuestro país”.

Para Galmarini “Carrió está pensando en sus objetivos personales. En ningún caso se puede pensar que esta señora tiene intereses colectivos por sobre sus intereses personales. En todo caso creo que ahí la clave está en ver cómo el resto de las fuerzas políticas trazamos una estrategia para ganar las próximas elecciones y no permitir que este mecanismo extorsivo siga dañando a las instituciones y las personas que queremos que a la Argentina le vaya bien. Entonces no hay que estar dispuestos a dejarse extorsionar o presionar por este tipo de acciones”.

Martes 9 de octubre de 2018