“Hay honda preocupación porque con SanCor cierra parte de nuestra historia”, sostuvo Gustavo Tevez, intendente de Brinkmann

Tras el anuncio del cierre de 4 plantas de la cooperativa láctea SanCor, estuvo en Mañana Sylvestre el jefe comunal de la localidad cordobesa de Brinkmann, sede de una las fábricas de la compañía. El funcionario relacionó la crisis de la entidad con “un déficit en las distintas administraciones que ha tenido SanCor”, sumado a una “falta de política directivas del Gobierno Nacional” durante los últimos años.
Compartir
FacebookTwitterGoogle+

Para conocer el impacto que tiene para la pequeña comunidad cordobesa de Brinkmann el cierre de una de las plantas productivas de SanCor, en Radio 10 estuvo su intendente, Gustavo Tevez, quien remarcó la penosa situación que se vive en dicha localidad.

“Vemos con honda preocupación porque con Sancor cierra parte de nuestra historia, porque Brinkmann creció con la planta de SanCor”, dijo Tévez.

“Nuestra economía se mueve en lo que es la agroindustria y la producción lechera. Y esta fue la segunda planta que puso en marcha Sancor, que nace de la unión de los productores de Brinkmann y Sunchales que luego de la crisis del año 30 gestaron esta unión de cooperativa de segundo grado”, recordó.

“Hace rato que se viene hablando del posible cierre de la planta. Hemos pasado de tener una planta de 400 empleados a tener 133, y hemos colaborado en este proceso de reestructuración -que nunca se termina- con 250 puestos de trabajo en los últimos 10 años”, dijo y aclaró que el cierre de la planta en Brinkmann afecta también a una cadena de trabajo en materia de transporte, comercios y otras empresas que eran proveedoras de Sancor

De cara a lo mencionado por el ministro de Producción Francisco Cabrera, quien apuntó a los altos salarios de los empleados por la crisis de SanCor, Tevez no descartó que esa fuera una de los motivos de los problemas financieros de la cooperativa aunque aclaró que hay un cúmulo de factores.

“Hay un problema de fondo que tiene que ver con la crisis que sufre la lechería desde hace varios años, y que no es bien atendida, y que hoy está llegando a un final de la peor manera, que tiene que ver con la falta de política directivas del Gobierno Nacional que acompañen a este proceso de crisis en uno de los principales sectores productivos de nuestro país”, dijo el intendente.

Añadió que hubo un contínuo “déficit en las distintas administraciones” de SanCor, porque “una empresa o una cooperativa puede tener un proceso de crisis, pero no puede estar permanentemente en crisis”.

Brinkmann es un localidad cordobesa ubicada al noreste de la provincia. Instalada a unos 60 kilómetros de San Francisco y en el límite con la provincia de Santa Fe, el pueblo posee 12.000 habitantes siendo la lechería una de los principales motores productivos.

Audio de la entrevista

Jueves 9 de marzo de 2017