“Pondremos a disposición de los vecinos pan a mitad de precio,a $30 el kilo”,adelantó Juan Zabaleta, intendente de Hurlingham

El jefe comunal del municipal bonaerense de Hurlingham, en charla con Gustavo Sylvestre, anunció la decisión de ofrecer pan a precio subsidiado en el distrito como medida para paliar el alza de precios que viene impactando en un producto básico de la canasta familiar como es la harina.
Compartir
FacebookTwitterGoogle+

“La harina es el producto de la canasta básica que más aumentó en los últimos tiempos, llegando a subir casi 90%, y que tiene fuerte impacto en el consumo de sectores populares, y la inflación está haciendo trizas y golpeando en los más humildes. Por eso vamos a poner a disposición de los vecinos, un tipo de pan a mitad de precios, es decir a $30 el kilo. Y lo vamos a subsidiar con recursos municipales a través de la reducción de la tasa de seguridad e higiene que le cobramos a las panaderías”, enfatizó en diálogo con Mañana Sylvestre el intendente de Hurlingham Juan Zabaleta sobre la decisión de ofrecer un tipo de pan a precios especial en el municipio.

A su vez, adelantó otras medidas que favorecen a las Pymes dedicadas a la panaderiá en el el distrito:
“Estamos coordinando con nuestros panaderos, que son más de 50, por un lado una norma que proteja el impacto de este desastre que está causando a la actividad, que desaliente la competencia desleal, que erradique la producción clandestina y promueva el compre local. Con un certificado de procedencia evitando la venta de congelados en locales habilitados como panaderías. Esto es para proteger a los panaderos, cuidar a los vecinos y a Hurlingham”.

En Radio 10, Zabaleta manifestó su preocupación por el impacto que tiene la crisis en los sectores sociales más vulnerables, y subrayó que en los 8 meses se crearon en Hurlingham 27 merenderos para dar alimentación a las familias más pobres.

“Hasta 2015 entregábamos netbooks en los colegios para que los chicos del secundario pudieran acceder a educación de primer nivel y hoy estamos entregando zapatillas, alrededor de 1500 a 1800 pares”, deslizó.

Luego apuntó contra la política económica de Macri, e hizo referencia a la llegada de la titular del Fondo Monetario Internacional a la Argentina, la primera visita luego de sellado el acuerdo financiero con la entidad multilateral de crédito.

“Me gustaría pararme con el auto en la quinta de Olivos y llevarla a (Christine) Lagarde a un merendero, porque no hay FMI bueno. Atrás de esto solo hay números y todos los días están dejando a gente afuera del sistema”, criticó.

Viernes 20 de julio de 2018