Adolfo Pérez Esquivel: “Se llevaron dinero,y muchas condecoraciones que recibí por el mundo”

Compartir

El presidente de la Comisión Provincial de la Memoria Adolfo Pérez Esquivel, premio Nobel de la Paz, sufrió un robo en su vivienda ubicada en el Partido de San Isidro, siendo el segundo episodio de esta naturaleza que le toca vivir en corto tiempo, ya que el verano pasado robaron en su casa en Mar del Plata.

“Lamentablemente tomaron de rehén a mi nieto y después a mi señora. Entraron 3 sujetos, los ataron. Yo tuve que entregar las cosas que había para que no hagan daño a la familia. Se llevaron dinero, muchas condecoraciones, y cosas que recibí por el mundo de distintas organizaciones y gobiernos. Por suerte no hubo violencia contra la familia, eso es lo importante”, precisó en Radio 10.

En conversación con Gustavo Sylvestre, Pérez Esquivel sostuvo que la casa “estaba marcada”, y comentó un hecho extraño que vivió su nieto el día anterior al robo, cuando una mujer de avanzada de edad ingresó a la propiedad reclamando “una mesa y le mostró un número que no era de esta casa”.

Todo comenzó cuando interceptaron al nieto de Pérez Esquivel cuando dejaba la propiedad, y lo obligaron a reingresar a la casa donde lo maniataron. Luego cuando regresó Pérez Esquivel en compañía de su esposa, fueron rápidamente reducidos.

“Nos tuvieron atados de pies y manos, y cuando logramos desatarnos llamamos al 911 y vino enseguida la Policía y luego llamó el ministro Ritondo”, comentó el activista por los Derechos Humanos.

Sobre los asaltantes, explicó que “se movían con mucha precisión y era gente preparada. Tenía cabello corto, usaron guantes, y así que cuando vino la policía científica no encontraron huellas”.

Viernes 15 de septiembre de 2017