“Argentina precisa políticas de consenso que den seguridad y confianza a la gente”,sostuvo el empresario Raúl Lamacchia, de FEBA

“En la provincia se han generado espacios de acuerdos y consensos y hemos podido avanzar con políticas activas hacia los sectores productivos, en el comercio, la industria y la construcción, y creemos que es Scioli quien puede profundizar este modelo”, estimó Raúl Lamacchia, titular de la FEBA y participante de la mesa empresaria que se desarrollará el jueves en Costa Salguero en apoyo a la candidatura del dirigente del FPV.

“Creemos que se necesita una concertación nacional entre trabajadores y empresarios, buscar un espacio creativo, algo nuevo donde realmente se puedan discutir políticas de Estado que los sectores estén comprometidos para llevar luego adelante”, refirió sobre las prioridades a trabajar a mediano y largo plazo.

“Argentina precisa políticas de Estado de consensuadas para darle a nuestra gente seguridad, confianza, y que se sepa que las reglas se mantienen”, enfatizó.

“La confianza es fundamental para que los agentes económicos -que somos todos- tomemos iniciativas positivas y no negativas. Porque si hay confianza hay propensión al consumo y a la inversión, que es lo mas falta en Argentina“, dijo.

Sobre la actual marcha de la economía, Lamacchia destacó el potencial de la estructura productiva argentina que a su criterio está “intacto”.

“No estamos en el 2001 como algunos han predicado. Hay ciertos problemas, pero el campo, la industria, el comercio y la actividad productiva está plena en actividad”, remarcó el empresario.

Las asignaturas pendientes

En cuanto a los temas principales a resolver en la gestión que viene, en Radio Del Plata, Lamacchia puso como prioridades el nivel del dólar y las reservas, como así también la solución del cepo a las importaciones y el aumento en los niveles de las exportaciones.

“Hoy hay una restricción externa que ha generado estas medidas restrictivas tanto en importaciones como en el dólar. En la paridad cambiaria, sabemos que algunos economías regionales, en producciones intensivas están muy afectadas”, dijo, aunque se manifestó en contra de una devaluación de la moneda.

“Si se generara una devaluación como la que quiere Macri, shockeante, se va a los precios y en consecuencia se vuelve a ver la espiral inflacionaria que generalmente supera con creces aquello que lo motivó, como ocurrió con la devaluación del 2014, porque después el dólar oficial se mantuvo, el blue bajó y sin embargo los precios siguieron aumentando”, precisó el empresario.

Audio de la entrevista
Miércoles 15 de julio de 2015