“Carrascosa podría quedar en libertad en las próximas horas”, afirmó el abogado Fernando Díaz Cantón

En diálogo con Mañana Sylvestre, el letrado que defiende a Carlos Carrascosa indicó que pedirá su excarcelación, luego del fallo de la Suprema Corte de Justicia que le pide a la Corte Bonaerense que revea la condena en su contra.

“La libertad de Carlos Carrascosa está pedida al Tribunal de Casación bonaerense ya desde antes, con lo cual este fallo tiene que producir un impacto en esa situación. Sin perjuicio de eso vamos a pedir la excarcelación en el tribunal 6 de San Isidro, que es el Tribunal que en su momento lo absolvió por esta imputación. La Corte lo que está haciendo con su fallo es ordenar la revisión de la condena a prisión perpetua por homicidio agravado, porque es esa básicamente la cuestión. Esto tiene que provocar una revisión de todo lo actuado y obviamente esto tiene un impacto directo en la cuestión de la detención. Los tribunales tendrían que hacer en los días que siguen una revisión de la detención, pero más allá de que de oficio lo van a hacer, yo también lo voy a pedir”.

Díaz Cantón consideró que Carrascosa está en condiciones de quedar en libertad hasta que se dé el nuevo fallo de la Suprema Corte de la Provincia de Buenos Aries. “Y esto por varias razones –señaló–. Una por este fallo de la Corte Suprema. Por otra parte él no tiene una condena en firme, o sea que su estado actual es de prisión preventiva, no de condena; no está fundada en una pena; y él nunca dio muestras de fugarse, concurrió a todas las audiencias del juicio sin que nadie lo tuvieran que llamar ni llevar; lo hizo espontáneamente. Está por cumplir 70 años ahora en diciembre. Y además su estado de salud es precario, con lo cual hay una serie de factores que no justifican que siga preso”.

El letrado comentó que Carrascosa ya se enteró del fallo de la Corte Suprema y “reaccionó muy bien, aunque con la mesura de una persona que no la está pasando nada bien. Él hace 5 años que está preso en forma injusta, con lo cual no hay mucho tiempo para alegrías; hace poco se murió su cuñado; no está para festejar; pero realmente luego de tanto tiempo de remar contra la corriente, que de golpe aparezca una buena noticia es ciertamente como para ponerse bien”.

Objeciones contra el fallo
Con respecto a las fallas en la fundamentación del caso planteadas por la Corte Suprema, Díaz Cantón indicó que “las principales objeciones contra el fallo del Tribunal de Casación que lo condenó a prisión perpetua es primero que dejó sin efecto un fallo absolutorio unánime del tribunal que lo juzgó, que en su momento lo condenó por encubrimiento a una pena de 5 años y medio de prisión. Cuando el fiscal apela y recurre a Casación, el tribunal de Casación revoca esa absolución y lo condena a prisión perpetua, sin hacer el juicio oral que es lo que demanda la ley. O sea cuando alguien recurre a una sentencia por cuestiones de prueba, es decir, discrepando con la prueba, no puede condenar directamente; tiene que en todo caso anular y ordenar que se haga un nuevo juicio oral. Acá la Casación revocó la absolución y lo condenó directamente revisando el expediente sin hacer de vuelta el juicio oral. Esta es la primera objeción, de tipo procesal. Pero la segunda, es que no hay elementos de prueba que indiquen realmente que este hombre mató a su mujer; es decir, no se puede condenar a una persona cuando hay tantos huecos en la hipótesis de que él la haya matado”.

Perspectiva de la defensa
Para Díaz Cantón “es muy difícil que se sepa quién mató a María Marta García Belsunce porque ya pasaron 12 años desde que ocurrió el homicidio; pero ahora con los avances tecnológicos que hay, se podría determinar de quiénes son esos tres rastros de sangre que quedaron en la escena del crimen mezclados con la sangre de María Marta y que no pertenecen a ninguno de los familiares ni a ninguna de las personas que fueron imputadas hasta ahora, y por supuesto mucho menos a Carrascosa. Esto quedó determinado, todos se sometieron a las pruebas de ADN. Y además si aparece sangre de otros y de otra –son dos hombres y una mujer que no se sabe quiénes son–, y uno de esos rastros aparece mezclado con el de María Marta, con lo cual no puede ser sangre vieja de otras personas que puedan haber sangrado en ese lugar… Ahora los avances tecnológicos permiten hacer cocas que antes no; pero el problema es que el tiempo pasa y se puede producir la prescripción en cualquier momento”.

Según el abogado defensor, “Carrascosa está convencido de que fue un intento fallido de robo y que cuando María Marta García Belsunce llegó a la casa sorprendió a los que estaban robando que no pensaban que iba a llegar más tarde. Ella reaccionó, se produjo una lucha con estas personas, la golpearon y la mataron. Eso es lo que pasó y la verdad es que es una hipótesis bastante sencilla de entender; sobre todo esos tres rastros de sangre que no pertenecen a nadie de los aquí imputados; el problema es que nunca se pudo determinar de quién son. Pero esta es una cuestión que hay que trabajar”.

Audio completo de la entrevista

Viernes 28 de noviembre de 2014