Caso Barrick Gold: “No hay cianuro en el agua, pero investigaremos si hay algún impacto ambiental”, dijo el juez Pablo Oritja

Pablo Oritja, titular del juzgado de Jáchal y quien está a cargo de la investigación penal por el derrame de una solución cianurada en la empresa canadiense Barrick Gold, detalló en Radio Del Plata el estado de la investigación por las causas abiertas contra la minera por posible contaminación medioambiental.

“En el proceso penal se procedió a hacer una inspección ocular en la mina entre el jueves y viernes en donde se pudo constatar la causa del derrame, que se produjo por la rotura de una válvula en el Valle, y el posterior vertido de une líquido a través del Canal Norte”, indicó el juez, quien aclaró que durante esta jornada se tomará declaración al personal que intervino el día 13 de septiembre, día en que se produjo el derrame, con el objetivo de establecer la cadena de responsabilidades.

Para el funcionario judicial, el derrame de líquidos es consecuencia de una actitud “desaprensiva, y negligente”, por parte de los responsables de la minera.

Oritja dio por confirmado el “vertido de una sustancia peligrosa en el río”, aunque advirtió que sería “baja” la concentración de líquido cianurado vertido en las aguas.

De acuerdo al infome presentado por Barrick serían 1.000 m³ de líquido cianurado el vertido al río, sin embargo aclaró que “es bajo el contenido de cianuro” y estaría en el orden de las “130 partes por millón”.

“Según el primer muestreo una vez conocido el derrame que se hace a los 1800 metros de distancia de la compuerta, donde hay un puesto de muestreo fijo de la empresa, se había diluido el contenido del cianuro en un 50%”, acotó el juez.

“No hay cianuro en el agua, que pueda afectar la salud de las personas. Lo que no quiere decir que no pueda haber producido algún tipo de impacto ambiental en la cuenca, que es lo que se está investigando”, remarcó.

Además aclaró que según la legislación se enmarca en un delito de acción “culposa”, que prevé una pena de prisión de 1 a 2 años, responsabilidad que podría caber en el personal jerárquico responsable de la minera al momento del hecho.

En tanto la empresa canadiense ya desplazó a 15 funcionarios de la empresa “para facilitar el trabajo de la Justicia”.

Audio de la entrevista

Martes 21 de septiembre de 2015