Crisis cambiaria: “La debilidad externa está acrecentada por la falta de controles, que el Gobierno eliminó”, precisó Alejandro Robba

Compartir

Para hacer un balance de la actualidad económica local, en Mañana Sylvestre estuvo el economista y coordinador de la carrera de Economía de la Universidad Nacional de Moreno, Alejandro Robba.

El especialista en temas financieros apuntó contra el mal manejo cambiario y monetario del Gobierno, tras la corrida cambiaria que llevó al dólar arriba de los $25 en las últimas semanas, y cargó las tintas por la situación complicada que transita la economía local, muy expuesta a los vaivenes del mercado internacinal.

“Cada vez que Macri dice que lo peor ya pasó, comienza una corrida contra nuestra moneda. Hace un mes fue el aumento de la tasa de interés en EEUU, hoy hay un problema político en Italia y en España, y las bolsas en el mundo se desplomaron y hay un posicionamiento en dólares en el mundo que afecta a la Argentina. El alto endeudamiento, sumado a la eliminación de todos los controles al ingreso de capitales o la posibilidad de los exportadores de no liquidar sus divisas hace que aquí repercuta mucho más”, expresó.

Para Robba, “hay una debilidad externa acrecentada por la falta de controles que el mismo Gobierno eliminó”, en referencia a la quita de limitaciones al ingreso y egreso de capital financieros especulativo, y a la baja de retenciones al agro, que hubieran aportado dólares genuinos a la economía.

En Radio 10, el economista anticipó nuevos ajustes que vendrían de la mano del acuerdo con el FMI.
“Ahora tiene la posibilidad de que una superministra (por Christine Lagarde, titular del FMI) le indique cuál va a ser la profundización del ajuste. Me río mucho cuando dicen que pasamos del gradualismo al shock, cuando tenemos aumentos de tarifas del 1700%, despidos de empleados públicos y paralización de obras. Es una discusión que nos mete el Gobierno para decir que todavía pueden haber cosas peores a las que están haciendo”, disparó.

Adelantó que los recortes afectarán a áreas sensibles como educación, salud e infraestructura, e impactará negativamente en la mayoría de los argentinos.

“Cualquier ajuste que recaiga sobre los argentinos es tan mínimo y sin tocarle un peso a los que han generado el mayor déficit en la Argentina que es el déficit en dólares”, dijo y recordó que se premió a los bancos con la reducción de los encajes, para la compra de Lebacs, que reportaron unos $50.000 millones por año para las entidades bancarias.

Miércoles 30 de mayo de 2018