Despidos en el Posadas: “Es un desastre porque se mezcla revanchismo con una política antisindical”, dijo Luis Lichtensztein

Compartir

Unos 120 trabajadores de distintas áreas del Hospital Posadas, ubicado en la localidad bonaerense de El Palomar, en el partido de Morón. El director del centro de salud lo habría comunicado a través de una resolución, sin notificación previa a cada uno de los empleados desvinculados.

En comunicación con Gustavo Sylvestre, habló Luis Lichtensztein, integrante de la Asociación Sindical de Profesionales de la Salud de la Provincia de Buenos Aires y embistió contra la presencia de personal de infantería en el interior del centro de salud.

“No hubo ningún justificativo, el operativo tuvo el solo objetivo de intimidar”, dijo el gremialista.

El viernes pasado desde la dirección del Posadas se dio a conocer una lista de trabajadores de la salud a los que se le prorrogaba contratos, mientras que aquellos que no figuraban en ese listado se daban por cesanteados a partir del 31 de diciembre de 2017.

“No hubo notificación oficial, ni carta documento ni telegrama notificando que fueron cesanteados, por ende los compañeros se presentaron a su puesto de trabajo”, expresó Lichtensztein.

El dirigente sindical habló de una disputa que llevaba 7 meses entre las autoridades del hospital y un grupo de enfermeros de los que se pretendía que amplíen su horario de trabajo. “Lógicamente ellos se negaron, judicializaron la situación y obtuvieron una cautelar favorable, y un fallo favorable de la jueza Martínez Forns de San Martín planteando la inconstitucionalidad de la medida. Desde entonces se les paga el 30% de su salario y como frutilla del postre en una clara actitud revanchista se los cesantea”, planteó el hombre de CICOP.

“Acá hay un desastre donde se mezcla revanchismo y una política antisindical”, dijo y advirtió que “si esto no se revierte saldrá un plan de lucha”.

Miércoles 17 de enero de 2018