“Es muy triste ver cómo a la compañía de bandera la usan para hacer negocios”, refirió Pablo Biró, de APLA

Compartir

Recrudece la ofensiva del Presidente Mauricio Macri contra Aerolíneas Argentinas, en medio del conflicto con los gremios aeronáuticos en reclamo por mejoras salariales.

A través de sus redes sociales, el mandatario disparó nuevas críticas a los subsidios estatales a la línea de bandera: “Estos temporales llegaron para quedarse y lo mejor que podemos hacer es invertir en infraestructura, como hicimos en la Ciudad de Buenos Aires y estamos haciendo por ejemplo en Mar del Plata. Da mucha impotencia saber que con una pequeña parte de lo malgastado en Aerolíneas se podrían haber hecho hace tiempo las obras necesarias para prevenir esto”

“Esto no es nuevo. Vemos que tienen un tema ideológico y además es una estrategia para adentro y para afuera. Publican salarios y condiciones laborales mentirosas y en algunos casos sacados de contexto con el afán de molestar y de que la gente se ofusque, y enfrentar a trabajadores con usuarios. Pareciera que todo esto tiene que ver con una exigencia desde afuera, está claro que el FMI ha exigido ir por los ferrocarriles y por Aerolíneas”, dijo en Radio 10, Pablo Biró, titular de la Asociación de Pilotos de Líneas Aéreas (APLA).

Para Biró, el Gobierno esconde los beneficios que se dan a los Low Cost, algunas de ellas cercanas a funcionarios de la actual gestión.

“El Gobierno ya viene vaciando a Aerolíneas quintándole presupuestos y sacándole rutas. Sin ir más lejos ahora se vencen (la concesión de) dos Airbus 340 de largo radio y eso va a retrasar y recortar rutas, que siguen dándoselas a las empresas internacionales extranjeras, como Fly Bondi y Norwegian donde hay intereses de personas vinculadas a este gobierno. Que además reciben subsidios y eso no lo dice ni la Gobernadora ni el Presidente”, expresó.

Indicó que Macri “miente” cuando dice que los Estados modernos no apoyan a sus aerolíneas de bandera, y presentó los casos testigos de España, Italia y Japón (país que cuenta con 2 empresas aéreas del Estado), cuyo énfasis va asociado al crecimiento del flujo de turismo.

“Los países utilizan a la aviación como herramienta estratégica de desarrollo”, sostuvo el dirigente gremial y advirtió que Aerolíneas Argentinas solo tiene presupuesto hasta abril próximo.

“Argentina que es el octavo país del mundo en territorio cuando quede desconectada vamos a pagar un costo muy caro por la gestión y la regulación de los aviones. No es fácil determinar si la quieren privatizar, pero lo que es claro es que le están haciendo daño. Es muy triste ver cómo a la compañía de bandera la usan para hacer negocios”, refirió.

Lunes 12 de noviembre de 2018