“Este bono es parte de una cortina de humo”, indicó Leonardo Fabre, de APOPS ANSES

Compartir

Sigue generando polémica el bono por $5.000 acordado entre el Gobierno y los líderes de la Confederación General del Trabajo. Mientras sectores empresarios aseguran que no pueden hacer frente a dicho pago en virtud de la compleja crisis económica que afecta a los sectores productivos, los dirigentes gremiales cuestionan su carácter eventual y no remunerativo, que a su juicio no compensan la pérdida de poder adquisitivo ocurrida en el año.

En Mañana Sylvestre estuvo el dirigente de APOPS ANSES Leonardo Fabre quien cargó contra el bono, y sostuvo que solo “es parte de una cortina de humo” lanzada por el ejecutivo para evitar discutir sobre temas trascendentes de la gestión.

“El bono es una ofensa, porque es una dádiva. Los trabajadores que menos ganan se ilusionan con esto pero que nada tiene que ver con un país rico, con leyes laborales y paritarias que tienen la expectativa de la rediscusión salarial”, precisó.

Agregó que desde ANSES “hemos solicitado la reapertura de las paritarias e pero todavía no ha sucedido. No sabemos ni cuándo ni cómo vamos a cobrar ese bono, ni qué hablar de los jubilados”.

A su vez cargó las tintas contra el ejecutivo por lo que considera un “desfinanciamiento” del Fondo de Garantía de Sustentabilidad que administra los recursos de la seguridad social. Y aseguró que Cambiemos trabaja en el largo plazo para la privatización del organismo previsional.

“Todas las operaciones que hacen contra la ANSES son un mecanismo hacia la privatización. Lo van haciendo por pedazos, por sectores. Primero le bajan el precio a la institución y después la privatizan”, cerró.

Miércoles 14 de noviembre de 2018