Fiebre amarilla en Brasil: “No hay faltante de vacunas en Argentina”, sostuvo el Dr. Eduardo López

Compartir

Para aclarar el panorama sanitario frente a la alta demanda de vacunas contra la fiebre amarilla por parte de argentinos que viajarán a las playas de Brasil, en Radio 10 el Presidente de Sociedad de Infectología Pediátrica Eduardo López confirmó que existen vacunas suficientes para abastecer al mercado argentina, y aseguró que hoy más stock en el ámbito público que en el privado.

“No hay faltante de vacunas. Argentina ha comprado en cantidad suficientes. El mayor problema que hay es que hasta hace poco había pocos centros de salud que estaban vacunando y esto genera que la gente se agolpe”, precisó.

Sobre esta situación que generó malestar entre la gente por las interminables esperas, López adelantó que la Ciudad abrió desde el viernes pasado nuevas bocas de vacunación como los hospitales Álvarez, Tornú, Muñiz y Pirovano, que se suman al centro Sanidad de Fronteras y el Hospital Posadas.

Con respecto a las áreas en riesgo por la fiebre amarilla en Brasil, explicó que la OMS aconseja la vacunación contra el mal a visitantes de los estados de Río de Janeiro, San Pablo y Bahía, y también a quienes vayan al interior profundo del país vecino como la Amazonas o Manaos. Sin embargo no hay circulación del mal en las playas del sur en estados como Santa Catarina o Río Grande del Sur.

El galeno reiteró que la vacuna debe aplicarse en personas de 1 a 60 años, 10 días antes del viaje debido que ese es el plazo que demora el organismo en generar los anticuerpos necesarios. Por tanto quienes viajen a partir de la segunda quincena de febrero o en marzo aún pueden esperar para su vacunación.

Asimismo recalcó que la vacuna es riesgosa en adultos mayores, mujeres embarazadas y lactantes y en pacientes que estén tomando drogas inmunosupresoras como corticoides.

En cuanto a la sintomatología a tener en cuenta, luego de 3 o 4 días de la sufrida la picadura aparece un cuadro gripal fuerte con naúseas, vómitos, aunque sin tos ni catarro. En ese caso se debe consultar directamente al médico.

Lunes 22 de enero de 2018