“Hay que estar atentos a ver cómo el juez reacciona al pedido de Argentina de reponer la cautelar”, dijo Eugenio Bruno, abogado especialista

Compartir

Quien es letrado del estudio Garrido, habló con Mañana Sylvestre acerca de los caminos posibles para el acuerdo con los fondos buitres por la deuda en default, y consideró que el nombramiento de un mediador “es una buena señal” por parte de Griesa.

“Es una buena señal, como voluntad del juzgado y del juez de que se abra un canal de forma formal de mediación y diálogo entre las partes. Hay que ver cómo reacciona el juez Griesa frente al pedido de ayer del Gobierno en el sentido de que recomponga esta medida de no innovar, de suspensión de la propia sentencia de Griesa y de otros jueces. Si es que lo acepta o no, o hace un traslado del mismo pedido a los fondos litigantes”, opinó Eugenio Bruno, quien participó de audiencias en el juzgado del juez neoyorquino Thomas Griesa, por fondos de bonistas que luego entraron al canje de deuda en default.

“El Gobierno dijo que no quiere negociar bajo presión, y esa presión es que si no se da este stay, (la medida cautelar que impide la ejecución del fallo) el 30 junio o el 30 de julio, cuando vence el plazo de 30 días de los bonos reestructurados, Argentina tendría la obligación de pagar, y si paga ese monto sería embargado y si no paga ingresa en un incumplimiento”, enfatizó.

Respecto de las chances de reposición de la medida cautelar pedido por Argentina, Bruno destacó que “hay una chance de que se concrete, pero es difícil, de hacerlo sin escuchar a los acreedores, porque el juicio ya terminó y hay una sentencia firme, y había que ejecutarla. El juez dijo que no tiene demasiado margen para apartarse de esto, porque el que pierde no puede pedir una no ejecución de la sentencia, lo puede hacer pero con el acuerdo del acreedor en virtud de una etapa de negociación”.

El juicio, y la figura de Griesa

Además Bruno comentó su experiencia como parte dentro de este largo juicio entablado por bonistas: “He estado en varias de estas audiencias por este tema. Estuve hasta el año 2012, y luego estuve en audiencias de la Cámara de Apelaciones del año pasado, y se discutió bastante acerca de si Argentina iba a cumplir o no.

Sobre el controvertido magistrado Thomas Griesa, consideró que “es un juez que deja ver poco a las partes, las interrumpe permanentemente con preguntas, y después con el paso de los años está cansado, es grande de edad, tiene unos 85 años”.

“Hasta el 2010, Griesa tenía una posición más cercana a escuchar al caso argentino, para que Argentina complete los canjes. Y después quizá revirtió esa posición, y vio la forma dentro de lo jurídico, a pesar de que alguna decisión puede ser muy controversial. Particularmente en el último año tiene la postura de que las sentencias se cumplan, y puede ser leído como que está a favor de los fondos buitres”, cerró.

Audio completo de la entrevista

Martes 24 de junio de 2014