“Hay que ir 24 años atrás para encontrar un número tan bajo de generación de empleo”, indicó Matías Barroetaveña

Compartir

En las últimas horas se conoció un informe del Ministerio de Producción y Trabajo que habla del nuevo derrumbe del empleo en la Argentina, que en mayo pasado perdió 217.000 puestos de trabajo registrados frente a mayo de 2018.

En Radio 10 analizó estas cifras el director del Centro de Estudios Metropolitanos de la UMET Matías Barroetaveña, y precisó las razones de la profundización de la caída del empleo en el país.

“En el comercio hubo una caída del 11,4 %, en industria de 6,5%, en construcción 3,1% la mayor parte de las actividades con empleo vienen en una caída importante. El desempleo en tiempos de Macri pega mucho en trabajo de calidad, en el sector industrial por eso se siente más en el Gran Buenos Aires, el Gran Rosario, en sectores industriales de Córdoba y se genera empleo de baja calidad”, comentó.

En cuanto a la creación de empleo en ese lapso, Barroetaveña indicó que se trata de “trabajo doméstico pero a partir de que un segundo miembro del hogar sale a buscar trabajo, pero también el servicio a empresas, con contrataciones por breves periodos”.

“Hay que ir 24 años para atrás para encontrar un número tan bajo de generación de empleo en Argentina”, sintetizó.

Subrayó que en un contexto de debacle general de la actividad es normal que esto afecte negativamente en el empleo. “Tenemos caída de casi 19% en ventas en los shoppings en el interanual de mayo, y también en mayoristas y supermercados. No hay consumo ni mercado interno, y eso afecta al 80% del empleo”, amplió.

Por otra parte sostuvo que un nuevo período de Macri traerá como caballito de batalla una nueva reforma previsional “que continuará con el proceso de caída de las jubilaciones además de terminar con la moratoria” y una reforma laboral que a su juicio conllevará “pérdida de derechos” y “mayor desempleo”.

Viernes 26 de julio de 2019