La columna de Chequeado: Tres datos comprobados en el caso Maldonado

Compartir

En la habitual columna semanal del sitio web periodístico Chequeado.com, el periodista Matías Di Santi presentó tres puntos clave que fueron comprobados por la investigación realizada por Rafael Saralegui, enviado especial del portal a Esquel, con el foco puesto en la desaparición del joven Santiago Maldonado ocurrido el 1 de agosto pasado.

“El primer dato es que el jefe de Gabinete del Ministerio de Seguridad Pablo Noceti no estaba de paso por el predio donde se produjo la represión a Gendarmería a los mapuches en la comunidad Pu Lof como dijo la ministra de Seguridad Patricia Bullrich en la Comisión de Seguridad Interior del Senado, sino que está demostrado que Noceti estaba en la zona cuando Santiago es detenido entre las 13 y 13:30hs del 1 de agosto pasado. Es lo que le dijo a Chequeado Soraya Maicoño, que es la vocera de la comunidad luego de declarar ante el juez Otranto”, comentó Di Santi.

Según lo investigado por Chequeado, Noceti estaba en la región desde tiempo antes a la desaparición del joven y el 31 de julio encabezó una reunión con la Policía de Río Negro, con la Policía de Chubut y con la Gendarmería para coordinar acciones conjuntas contra el grupo RAM y la comunidad mapuche.

“Esto lo confirmó Pablo Durán, ministro de Gobierno de Chubut y también lo dijo Noceti en una entrevista en Radio Nacional, o sea que un día antes a la desaparición de Santiago Maldonado, el Ministerio de Seguridad ya había anunciado que no aceptaría de ninguna manera cortes de ruta de la comunidad mapuche”, expresó Di Santi.

El segundo dato que aporta Chequeado tiene que ver con los grandes intereses económicos que rodean las tierras reclamadas por la comunidad mapuche.

“Si contamos las estancias Leleque, Maitén, Montoso, y Pilcañeu del Grupo Benetton, tiene 356.000 hectáreas en esta zona de Chubut equivalente a 17 veces el tamaño de la ciudad de Buenos Aires. Según las inmobiliarias de la zona y el balance de Edizione, la firma que reúne todos los negocios de los Benetton, el valor de la hectárea puede costar entre US$300 y US$400, y si hacemos la suma estas tierras valen US$130 millones”, comentó.

El último dato que aporta Chequeado es la existencia de espionaje de presiones a periodistas independientes en la zona, como le ocurrió a Saralegui, el enviado del portal y que también denunció recientemente la FM Alas en El Bolsón, emisora que recibió amenazas e intimidaciones.

“Esto es como la serie Twin Peaks, escrita por David Lynch. A nuestro periodista Rafael Saralegui lo denunciaron cuando estaba haciendo esta investigación. Él había alquilado un auto, y le llega una denuncia de la agencia diciendo que había atropellado a una persona en el centro de Esquel. Se presenta en la comisaría y resulta que la persona que lo denunció es Manuel Luis González, un suboficial retirado del servicio penitenciario y dijo que se había equivocado en las últimas dos letras de la patente del auto que había dado. Lo extraño es que aportó una foto con la patente del auto que alquiló Rafael por tanto lo estaban siguiendo”, indicó.


Jueves 14 de septiembre de 2017