La columna de Oscar Mangione: La calidad del diálogo entre padres e hijos

En el marco del antecedente ocurrido en la fiesta electrónica Time Warp en Costa Salguero, que dejó como saldo 5 jóvenes muertos, el psicólogo Oscar Mangione reflexionó en su columna de opinión de los días jueves en Radio Del Plata, AM1030, sobre la calidad de la comunicación entre padres e hijos, y sobre la naturalización del alcohol, y su utilización como herramienta de conquista en las discos y boliches, hecho que a su juicio puede abrir la puerta a otras adicciones.

“Los padres debemos preguntarnos cuál es el nivel de la calidad de comunicación que tenemos. Si es solo formal, si es una información mínima, si solo preguntamos cómo les va en el colegio, entonces ambos (padres e hijos) han perdido la fe y la confianza en que hablar sirva para algo”, explicó.

Esto es peligroso, y los padres no debemos naturalizarlo ni debemos rendirnos, en que en las previas se consuma tanto alcohol, inclusive en las casas de los chicos. Tenemos que reaccionar rápidamente y lo más importante es restablecer la comunicación con los chicos porque cada vez se hace más difícil, nos separan muchas cosas, los gustos por la música, la tecnología, la forma de vestir, pero hay una naturalización de esta falta de comunicación y cuando el papá detecta estos problema ya hay o abuso de drogas o adicción, que es lo que vemos diariamente en consultorios”, detalló el especialista.

“Hay que hablar con otros padres, utilizar estrategias comunes y empezar a poner límites a nuestros hijos”, reveló.

Para Mangione, hoy hay una naturalización en el consumo de alcohol entre los jóvenes, en principio y fundamentalmente porque lo utilizan como método de acercamiento amoroso, y de conquista en la noche.

“Es un hecho observable que los chicos se alcoholizan antes de ir a las fiestas, a bailar, y esto obedece a una causa, porque han cambiado muchísimo el aprouch amoroso. Lo que hacen los chicos con el alcohol es bajar las inhibiciones y se acercan directamente sin diálogo, y casi sin chamuyo”, expresó el psicólogo.

“Esto puede abrir la puerta después a cualquier tipo de consumo y se articula con la especulación vil de las personas que negocian con esto, tanto los que venden drogas o los que no les dan agua sabiendo que los chicos corren riesgo de muerte”, subrayó haciendo alusión a lo ocurrido en la última fiesta electrónica en Costa Salguero.

Audio de la entrevista

Jueves 5 de mayo de 2016