“Las TASER son instrumentos de tortura, y entre 2001 y 2014, causaron 602 muertes en EEUU”, indicó Ismael Jalil, de CORREPI

Compartir

El Ministerio de SeguridadSeguridad avanzará en la compra de unas 300 pistolas Taser, que descargan grandes shocks eléctricos no letales, para que las fuerzas de seguridad las utilicen en aeropuertos y trenes. Así lo confirmó la ministra Patricia Bullrich, quien indicó que “la decisión está tomada” y que su cartera analiza “la posibilidad de una licitación”.

En Mañana Sylvestre, el abogado de CORREPI Ismael Jalil cuestionó la medida y consideró que “no existen armas no letales, porque un arma es siempre letal”.

“Las TASER son instrumentos de tortura, están pensadas y desarrolladas como eso, y en Estados Unidos se registraron entre 2001 y 2014, 602 muertes por el uso de esas pistolas. Está prohibido utilizarlas contra mujeres embarazadas, contra personas cardíacas o menores de edad, y ponen en riesgo la vida de una franja social muy importante”, enfatizó.

“Sería una locura que se acreciente el poder del Estado con un elemento de semejante envergadura. Al docente Carlos Fuentealva, el policía Poblete lo mató con un arma no letal como es un cartucho de gas lacrimógeno, porque el problema no está en la tecnología sino en cómo se usa”, consignó.

De cara a las críticas públicas que realizara la ministra de Seguridad Patricia Bullrich sobre los datos informados por CORREPI en materia de casos de violencia institucional, Jalil rechazó los dichos de la funcionaria y la desafió a un debate abierto sobre el tema.

“Bullrich que es una mentirosa serial cree que todos somos mentirosos. El gatillo fácil es una de las modalidades por las cuales mueren las personas en manos del Estado y también se da en casos de situación de detención. Desde que llegó Cambiemos al poder hay un muerto cada 22 horas con armas que el Estado le provee a fuerzas de seguridad”, indicó.

Lunes 7 de enero de 2019