“Me miraron con frialdad y me dispararon a pocos metros”, dijo Pablo Piovano, fotógrafo herido en represión

Compartir

Pablo Piovano, el fotógrafo herido durante la represión realizada por fuerzas federales en las afueras del Congreso, relató en primera personas la brutal agresión que recibió cuando un efectivo le tipo a quemarropa balas de goma.

“Estoy bien, lo que duele es otra cosa, cómo se va lacerando y rompiendo el tejido democrático, de seguridad, de libertad para comunicar”, dijo.

Consultado acerca del momento en que recibió el impacto, Piovano recordó que el efectivo “miró con mucha frialdad y me disparó a pocos metros”, sin mediar palabras. “Tengo 12 perdigones me impactaron en todo el cuerpo, el hecho (disparador) fue que tenía una cámara en la mano. Direccionó para la vereda en que yo estaba, con alevosía”, puntualizó.

Viernes 15 de diciembre de 2017