Muerte de testigo del caso Candela: “Se veía que realmente tenía mucha información”, dijo el abogado Doutres

CasaEn entrevista realizada en Mañana Sylvestre por Radio Del Plata AM1030, el abogado de Héctor “Topo” Moreira, Dr. Sergio Doutres se refirió a la muerte de Roberto “Carnicero” Aníbal, testigo clave del caso Candela, y dijo que “el Estado no le brindó una verdadera protección”. “Si él supuestamente estaba con algún inconveniente con personal de la Policía, era la misma bonaerense la que lo venía custodiando”, señaló.

“Originalmente este testigo era clave para ordenar prácticamente la detención de 4 o 5 imputados en la causa. En un momento se le corre el velo de testigo de identidad reservada y se lo deja desprotegido. Sinceramente, más allá de la credibilidad o no del testigo, tenía una particularidad muy especial, le gustaba andar por los medios contados las pericias de la causa. En algún momento parecía no creíble, pero hablando con él, se veía que realmente tenía mucha información, sobre cómo se tejió y cómo se cocinó esta causa en sus orígenes”, dijo el abogado Sergio Doutres, quien es defensor de Horacio “Topo” Moreira, sobre la muerte de Roberto “Carnicero” Aníbal, testigo importante en la causa por el asesinato de la niña Candela Sol Rodríguez, ocurrido en 2011.

Ayer una explosión, aparentemente por un escape de gas, hizo estallar la vivienda de Aníbal, quien quedó con 80% de su cuerpo quemado. En la madrugada de hoy falleció el Hospital Mariano y Luciano de La Vega del partido de Moreno.

En relación al extraño comportamiento de Aníbal, el abogado indicó que el testigo “pretendía cobrar la recompensa que se había puesto a través de la gobernación. En algún momento denunció a parte del personal policial originario, que había comenzado esa investigación. Según sus dichos le habían hecho una promesa de que le iban a poner una carnicería si ponían tal o cual cosa (el testigo era carnicero), en varias ocasiones dio nombres. Era un testimonio bastante atípico. Iba cambiando (el relato). No sé si era un final anunciado pero sí se lo puso en riesgo”.

Más allá de la veracidad o no del testigo, el Estado no le brindó una verdadera protección. Si él supuestamente estaba con algún inconveniente con personal de la Policía, era la misma bonaerense la que lo venía custodiando”, comentó Doutres.

En relación al accidente, el letrado precisó que “me llamó la atención que al ratito de producido este accidente, ya en todos los medios la versión oficial hablaba de un accidente”, al tiempo que sobre la posibilidad de que se tratar de un atentado, dijo que “es lo que más de uno está pensando”.

La actualidad de la causa

Sobre la marcha de la investigación a casi 2 años de la muerte de la chiquita, Doutres señaló que “hoy a dos detenidos, aquellos detenidos originarios que son Bermúdez, que está acusado de darle muerte a la nena y Jara que sería la persona que habría hecho el llamado extorsivo. El resto de las personas imputadas están en libertad”.

Candela desapareció el 22 de agosto de 2011 cuando salió de su casa de Villa Tesei, partido de Hurlingham, y tras nueve días de búsqueda fue encontrada asesinada a 35 cuadras, en esa misma localidad de la zona oeste del conurbano.

Jueves 25 de abril de 2013