Paco Olveira: “Una persona se había infiltrado en la parroquia y tenía un pasado oscuro de la época militar”

Compartir

El entramado político, mediático y judicial montado durante la pasada gestión de Mauricio Macri queda cada más expuesta, y cada vez salen a la luz más pruebas incrimintarios de estas maniobras.

Una de las víctimas de esa campaña persecutoria fue el sacerdote Francisco “Paco” Olveira, integrante de Curas en Opción por los Pobres, quien comentó lo vivido en charla con Gustavo Sylvestre.

“No me sorprendió porque después que recibimos a Cristina en una parroquia de la Isla Maciel entraron después a afanar buscando una caja fuerte donde imaginariamente tendríamos los dólares de Cristina. Rompieron un montón de cosas y se llevaron 2 netbooks del Programa Conectar Igualdad. Sabíamos quienes eran estos mafiosos, pero bueno, creo que realmente se pasaron mucho más de lo que podíamos pensar”, expresó el religioso en charla con Radio 10.

El sacerdote reveló que tuvo visita de personal de inteligencia que actuó de incógnito dentro de los espacios en que trabajaba en barrios populares.

“Me avisaron de una persona que se había infiltrado en la parroquia como un militante que quería trabajar con nosotros. Esta persona tenía un pasado bastante oscuro de la época militar. En lo personal, esto es casi un orgullo, que esta gente te investigue, te persiga, te quiera armar un carpetazo. El tema es la gravedad institucional, porque se llenan la boca hablando de la república..”, expresó Olveira.

La lucha contra el Covid-19

Consultado acerca de cómo es el panorama social en Libertad, partido de Merlo, donde hoy ejerce su tarea como predicador, Olveira sostuvo que “venimos del infierno, estamos en una economía de absoluta subsistencia, de comer y poco más, pero porque no hubo tiempo de salir”.

“Hoy hay presencia del Estado nacional, provincial, municipal, los comedores están equipados, eso no significa que no haya millones de necesidades. El Estado ha estado presente para acompañar la situación”, finalizó.

Lunes 8 de junio de 2020