Espionaje M: “No hay nada nuevo, solo cambiaron de la Ciudad al Gobierno Nacional», expresó Gonzalo Ruanova

En charla con Sylvestre, el subsecretario técnico de la Secretaría Legal y Técnica de la Presidencia de la Nación apuntó con la trama de espionaje ilegal y de persecución impulsada durante el macrismo y recordó el caso similar ocurrido en la Ciudad, y que involucró -en medio de la disputa por la herencia familiar- hasta a familiares de Mauricio Macri, como su hermana Sandra Macri.
Compartir
FacebookTwitterGoogle+

Sigue el escándalo por las escuchas ilegales en un sistema montado desde las altas esferas del poder en tiempos de Mauricio Macri, y que tiene como víctimas no solo a dirigentes opositores, sino también del propio espacio político.

En Mañana Sylvestre, opinó el actual funcionario de la Secretaría Legal y Técnica de la Presidencia de la Nación, Gonzalo Ruanova, y equiparó el caso a lo sucedido durante las escuchas ocurridas durante el paso de Macri por la jefatura de Gobierno porteña.

«Me tocó ser querellante con Silvia La Ruffa y Diana Maffia porque los tres éramos legisladores de diferentes partidos y a los tres nos notificaron que nos espiaban y nos estaban siguiendo. Yo por mi rol de abogado continué la causa, todavía no fue a juicio oral, porque (Jorge) Palacios falleció, que fue el comisario que Macri había elegido para ser jefe de la policía de la ciudad. En aquel momento el hoy intendente de Mar del Plata, Guillermo Montenegro cuando era ministro, estaba en desacuerdo con la designación y nos decía: Macri todavía no sabe qué policía quiere pero ya tiene jefe y es Palacios. De esos primeros 8500 integrantes de la Policía Metropolitana casi 1000 era personal de inteligencia de la Federal, que eran los que aparecían en las escuchas», rememoró Ruanova sobre lo ocurrido años atrás en la causa por escuchas ilegales en territorio porteño.

«En esa causa aparecen nombres de familiares de Macri, porque se estaba discutiendo la herencia de Franco Macri y la hermana de Macri (Sandra) estaba espiada. Aparecen jueces misioneros y la policía de Misiones porque Macri tenía el domicilio comercial y financiero allá. Y también aparecían muchos funcionarios de su propio gobierno que Macri mandaba a espiar, o sea no hay anda nuevo, solo cambiaron de la Ciudad al Gobierno nacional», precisó.

Ruanova recordó que en 2015, Macri asumió la presidencia de la nación “procesado” por esta causa, de la que se libraría poco tiempo después.

«Son los mismos que ahora firman las solicitadas con la cara muy dura y sin moverse el rictus que hablando de la defensa de las instituciones, de defensa de la república, por favor, ¿Así la defendían? «La verdad que fueron tan malos en la economía, en la salud, en todas las políticas públicas, hasta para el espionaje eran berretas», fustigó el funcionario del actual gobierno.

Martes 16 de junio de 2020