Ricardo Forster: “Las expresiones de los `arrepentidos´ son señales claras de que el macrismo llegó a su límite”

Compartir

“Respecto de la columna de opinión de Julio Bárbaro, en la que reconoce que se arrepiente de haber votado a Macri, me parece que ahí hay algo ya impresentable de algunos que hoy quieren desmarcarse de su apoyo implícito antes y durante el gobierno de Macri –señaló Forster en diálogo con Mañana Sylvestre-. Antes de la llegada de Macri y durante su triunfo electoral fueron voces claves para ayudar a crecer esa opción neoliberal en Argentina. Fueron cómplices de los grandes grupos mediáticos y ayudaron a demonizar obviamente a Cristina Kirchner y a los gobiernos kirchneristas. Y hoy están viendo lo que efectivamente muchos veníamos desde el comienzo: que una política como la de Macri en la Argentina lleva a esto: al desastre, a la fragilización de la vida, a la pérdida de empleo, a la caída del salario, a la continuidad de la inflación… Y a una sensación –como no vivíamos desde hace muchos años- de que la Argentina que camina raudamente hacia el abismo socioeconómico, y que a esto hay frenarlo”.

“Algunos que se habían olvidado o demostraron tener amnesia durante mucho tiempo hoy están diciendo –no que se equivocaron ellos-, sino que parece que el macrismo llegó a su punto de cierre”, enfatizó Forster.

Jorge Fontevecchia con la editorial Perfil fue una de las vanguardias de lo peor de la crítica –incluso amarilla- al kirchnerismo. Recuerden algunas tapas de la revista Noticias, tapas terribles, ocupando un rol que solamente logró superar el grupo Clarín, Lanata y compañía… Creo que el hecho de que ahora se quieran desmarcar del macrismo tiene que ver con el hundimiento de un proyecto. Porque no es que el gobierno de Macri se equivoca, sino que lleva adelante consecuentemente un modelo de sociedad que es terrible para la mayoría de los argentinos y que en el mundo ya fracasó; un proyecto neoliberal que en el mundo está en retroceso, no solamente en América Latina y en Argentina -mas allá de algunos triunfos electorales circunstanciales, de ciertas derechas neoliberales-“.

Un modelo ruinoso
En su paso por el aire de Radio 10 Forster destacó que “el macrismo tiene un modelo que implica extranjerización de la economía, desindustrialización, caída del salario, de nuevo privatización del tema jubilatorio, flexibilización laboral, caída del mercado de consumo interno, destrucción de las pymes, endeudamiento sistemático… Todo eso es un cóctel molotov que ellos hacen estallar sistemáticamente, y que deja a la sociedad argentina en una situación muy dramática de cara al futuro, porque se consume también el porvenir de la sociedad con una deuda y un acuerdo con el FMI que es ruinoso para la Argentina”.

“Ahora, hay ciertos sectores que incluso desde el peronismo apoyaron sistemáticamente al macrismo. No solo Julio Bárbaro -que sería una figura menor-, sino el massismo y cía, que votaron sus leyes en las Cámaras y hoy dicen `corrámonos, queremos ser nosotros la opción`. Y aparecen verseando esta posición. Pero bueno, no importa, creo que son señales muy claras por suerte de que un proyecto muy dañino para la Argentina ha llegado a su límite y que es fundamental construir de verdad una fuerza opositora que en 2019 inicie otra historia para la Argentina”, analizó Forster.

Aire fresco desde México
En otro orden de cosas Ricardo Forster destacó que “el triunfo electoral de Manuel López Obrador en México es extraordinario. Hasta hace poco tiempo era la bestia populista, el demonio. Le arrebataron una elección hace 2 años atrás. Y hoy con el 53% de los votos gana ambas Cámaras, y México desafía a Trump, desafía un modelo neoliberal de opresión hacia LA. Creo que es un viento de aire fresco que va a recorrer toda AL. Es un freno a lo que algunos llamaban el giro neoliberal y hacia la derecha en nuestro continente. Se abre un escenario un poco más favorable para aquellos que siempre siguen insistiendo con que se puede construir un mundo mejor, sociedades mejores”.

Lunes 2 de julio de 2018