“Vamos a radicar una denuncia para saber si existió un homicidio culposo”, dijo Matías Sarubbi abogado de la familia que exigió autorización del uso del dióxido de cloro para paciente con COVID-19

Compartir

El letrado, en el aire de Mañana Sylvestre en Radio 10, aseguró que el tratamiento –no autorizado por ANMAT- fue efectivo y “hubo mejoras en el paciente”, de 94 años, que finalmente falleció. Sostuvo que irá a la Justicia a denunciar al personal del Sanatorio Otamendi por dilatar la aplicación del fármaco porque “dado a tiempo quizás hubiera habido otro desenlace”.

Revuelo generó en los medios de comunicación la decisión del juez federal Javier Pico Terrero quien hizo lugar a un amparo presentado contra el Sanatorio Otamendi para que se autorice la aplicación de una terapia en base a dióxido de cloro intravenoso a un paciente con coronavirus, sustancia que no está avalada por ANMAT como tratamiento o prevención contra esta enfermedad, ni contra ninguna otra.

En Mañana Sylvestre habló Matías Sarubbi, abogado de Oscar García Rúa, quién explicó los motivos por los cuáles exigieron al Sanatorio Otamendi la aplicación de una terapia no avalada por las autoridades sanitarias nacionales y adelantó que presentará una denuncia por “homicidio culposo” contra las autoridades del nosocomio.

“En los últimos días de diciembre el señor García Rúa y su mujer contrajeron COVID-19 y fueron hospitalizados en el Sanatorio Otamendi. El doctor Converti recomendó el tratamiento paliativo con dióxido de cloro e ibuprofeno inhalado. Se interpuso un recurso de amparo para que la justicia autorice estos tratamientos. La mujer de García Rua falleció y frente al amparo de Pico Terrero se autorizó el tratamiento. El Sanatorio Otamendi se negó a realizar la práctica y tuvo que hacerlo el doctor Converti. Frente al tratamiento hubo una notable mejora en el paciente en cuanto a la afección concreta del COVID-19, fue efectivo y hubo mejoras en el paciente. Comenzó a saturar al 94%”, apuntó Sarubbi haciendo un resumen de los sucesos acontecidos y sostuvo que “dado a tiempo quizás hubiera habido otro desenlace”.

Luego aseguró que el paciente “fallece por una infección intrahospitalaria, según la hipótesis que tenemos y lo que nos informan los médicos legistas. Esto va a ser materia de investigación, vamos a radicar una denuncia en el juzgado de instrucción de turno para saber si existió un homicidio culposo”.

Martes 12 de enero de 2021