Verbitsky: “El Gobierno conspiró junto a Gendarmería para que no supiera lo que pasó con Maldonado”

Compartir

 

El periodista de Página 12 y responsable del CELS dialogó con Gustavo Sylvestre en el aire de la AM710 de Radio 10 y cuestionó la postura del ejecutivo y de los ministros de Justicia y de Seguridad en relación a la desaparición del joven Santiago Maldonado.

“La duda es si es encubrimiento o directamente participación en el delito. A medida que van trascendiendo nuevos elementos se ratifica la idea de que el Gobierno conspiró junto a Gendarmería para que no supiera lo que había pasado”, disparó Verbitsky.

“En los últimos días se han revelado dos audios muy significativos en ese sentido, que el juez Otranto lamentable no encargó los peritajes inmediatamente. Hasta el día 16 de agosto seguían usando los mismos teléfonos que habían usado en el procedimiento y el juez no había tomado ninguna medida como para que eso se peritara”, reclamó.

“El 3 de agosto a la central de reunión de inteligencia de Gendarmería de Neuquén llega un mensaje de Pablo Noceti, jefe de Gabinete de Bullrich, al que equivocadamente llaman ministro de Seguridad, donde él anuncia que se va a realizar un peritaje de los vehículos que intervinieron y pide que los preparen”, advirtió.

<iframe width=”560″ height=”315″ src=”https://www.youtube.com/embed/6h52pyDhABs?rel=0″ frameborder=”0″ allowfullscreen></iframe>

Luego se refirió a las palabras del funcionario del Ministerio de Seguridad Daniel Barberis quien al hacer referencia a una nota publicada por el periodista en Página 12 titulada “El Gobierno tiene su primer desaparecido” habría advertido a funcionarios de Gendarmería para coordinar acciones, cuestión punida por la ley: “La nota es la prueba que el Gobierno y la Gendarmería están en el mismo barco, y que si hunde uno se hunde el otro”, habría dicho Barberis, según relató Verbitsky.

Tras la recusación del juez Guido Otranto de la causa que investiga la desaparición de Maldonado, Verbitsky cuestionó a la fiscal Silvina Ávila, porque “está en línea directa con el ministro Garavano y aunque haya secreto de sumario le está informando lo que pasa y ha violado la ley del ministerio público fiscal”.

Para el periodista, Ávila “se manifiesta con una parcialidad clarísima en favor de las posiciones del Gobierno y de Gendarmería y en contra de lo que plantea la familia y las querellas en un  modo que ha perdido toda objetividad”.

Finalmente acusó al Gobierno de tener “una pérdida absoluta de objetividad sobre el tema e intolerancia total a cualquier contacto con la realidad. Para ellos es un tema electoral, y se van a olvidar después del mes que viene, y nosotros vamos a seguir porque no es electoral, sino que es tema de cultura democrática”.

Lunes 25 de septiembre de 2017